photo-1445964047600-cdbdb873673d

No me gusta el Día del Amigo

Soy bastante reacia a los “días de…” que cada año figuran en el calendario, porque trato de celebrar a mi familia y a mis amigos todos los días, demostrándoles mi cariño con actos en vez de con un regalo una vez al año. 

Pero de todos esos “días de algo”, el del amigo es el que siempre odié en secreto. ¿Por qué? Porque como es también el cumpleaños de mi papá, toda la vida tuve que hacer malabares para estar en todos lados. Hubo veces en las que me olvidé de saludar gente y después se ofendieron, y otras en las que tuve que saludar por compromiso a personas que ya no considero amigos. Igual lo peor es la respuesta fría de alguien a quien saludé con la mejor onda y cuya respuesta es tan significativa como la nada misma.

Cada año el día del amigo me sorprende con algún soldado caído en la guerra, cosa que en parte agradezco porque para qué quiere uno en la vida a alguien para quien no sos suficiente; gente que, después de años, no llegó a comprender tu forma de ser y en vez de sentarse a hablar se aleja. Son cosas que no entiendo y que forman parte de la mecánica de las relaciones humanas, o será que yo prefiero decir cómo me siento antes que arriesgarme a perder a un amigo…

Afortunadamente este año me encuentra mejor que otros, rodeada de amigos que me han demostrado que puedo contar con ellos en las buenas y en las malas, que se han preocupado por mí en esos momentos en los que ni yo misma podía conmigo, que a pesar de las distancias están más presentes que nunca y que no tienen problema en plantearme las cosas porque hay confianza, porque hay cariño, porque el orgullo se deja de lado en pos de conservar todo lo que hay detrás.

Tengo amigas que no veo hace meses, tengo otros que veo regularmente, tengo algunos que viven cerca de casa y nos juntamos más seguido y otros que viven en la otra punta del globo y hace años que no veo. Mis amigos son la familia que elegí, por eso los celebro y los disfruto día a día.

Porque soy una persona difícil: no me sé expresar bien (y la modernidad no ayuda haciendo que todo sea texto en vez de llamados), me gustan cosas distintas que al común denominador de la gente de mi edad (pero las comparto con amigas así que who cares?!), mi tiempo activo es reducido y tengo que optimizarlo al máximo para tener una vida social aceptable, a veces mi cabeza está más allá que acá, soy bastante directa cuando digo lo que pienso (trato de ser correcta, aunque no siempre me sale), y muchas veces me puede la sensibilidad (lloro y las cosas me afectan de verdad).

Pero para mis amigos, esos de fierro que me bancan con todo lo bueno y sobre todo con lo malo, hago hasta lo imposible por estar, ayudarlos, acompañarlos. Y nada de lo que hago por ellos me pesa porque sé que si los necesito están, que vale la pena cada esfuerzo porque para ellos no importa un día, importan todos los días.

Así que para todos los que comparten el amor por el teatro, la música, los viajes, los libros, el café y el té, la comida, las series, el arte, los actores, los blogs, las charlas eternas, un buen mate y los karaokes: GRACIAS. Por existir, por formar parte de mi vida, por acompañarme, por ser sinceros, por aceptarme, y porque si estamos juntos es porque algo en el cosmos quiso que así fuera.

El universo, las energías, sarasa sarasa y aguante el Pity😛

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s