No, no es amor

Hace un tiempo, cuando era más chica había una canción del grupo Aventura llamada Obsesión que copaba todos los boliches y se escuchaba cada media hora en la radio. Fue el boom del momento y, obviamente, materia de gastadas para todos porque muchas partes de la letra se prestaban para joder a alguien.

Varias veces me repetí, ante distintas situaciones, la parte “son las 5 ‘e la mañana y no he dormido nada” inventando la parte que le sigue según el contexto. Hoy viendo videos de entrevistas se me vino a la mente “no, no es amor, lo que tu sientes se llama obsesión” y entendí que hay canciones que por más tiempo que pase siempre van a tener la posta de lo que te pasa.

Últimamente me estuve dedicando a ver videos de entrevistas a actores y actrices que me gustan. Si me seguís en twitter o en facebook seguro que te diste cuenta de que me encantan Sutton Foster y Michael Fassbender, que tengo un serio enamoramiento con Hugh Jackman y que Sierra Boggess es el típico caso de “si pudieras cambiar la vida con alguien por un día”.

No voy a mentirte, cuando un actor o actriz toca una fibra especial en mi corazón y me hace emocionar con su actuación, provoca en mi un estado similar al enamoramiento que casi roza la obsesión, al menos por el período de tiempo en que me dedico incansablemente a investigar todo sobre su trabajo.

Poco me importa el estado civil de cada uno, aunque debo reconocer que me encantaría tener unos 10 años más como para intentar al menos conquistar a Fassbender pero bueno, todo no se puede, agradezco que soy joven aún y hay muchos Fassbenders bajo el sol.

Mi obsesión radica en saber todo lo que hicieron en sus carreras, ver cómo fueron evolucionando, qué recursos usaron para tal o cual personaje, maravillarme con su virtuosismo, ver qué tal son en comedia y en drama, evaluar qué rol le queda mejor a quién según mi punto de vista, pensar qué hubiera hecho yo en su lugar, disfrutar de verlos en acción haciendo lo que mejor saben: actuar.

Pero no sólo me gusta verlos actuando, sino también en las entrevistas. Te preguntarás qué tiene de “mágico” una entrevista como para llamarme tanto la atención, y la respuesta es simple: en las entrevistas los actores cuenta su punto de vista del personaje, de la película o el musical que están haciendo, los humaniza y los saca de ese lugar de estrella para bajarlos a la realidad de “persona que trabaja de actor”.

Una entrevista, al menos a mí, me sirve para conocer a la persona detrás del personaje, ver cómo se comporta y qué pasó por su mente cuando compuso su criatura. Además de conocerlos cómo son en verdad, cómo habla Sutton Foster y no Reno Sweeney, cómo es la risa de James McAvoy y no la de Max, cuáles son las expresiones de Idina Menzel y no de Elphaba.

Así que a eso me dediqué este tiempo, a ver entrevistas en las pausas de estudio, a deleitarme con cada uno de mis actores favoritos más allá de lo que pueden hacer en pantalla. Obvio que eso también me sirvió para impulsarme a decidir una de las cosas que quiero hacer este año, volver a las clases de actuación. No es que pretenda ser Norma Aleandro pero me gustaría poder reencontrarme con esa capacidad de interpretar siendo más que una expectadora, sino analizando los recursos que cada uno usó como profesional.

Una vez me dijeron que mientras más uno mire a otro trabajar, más se nutre uno de lo que debe y no debe hacer al momento de interpretar. Ojo, hablo del lado artístico, un cirujano por más que mire y mire dudo que mirando simplemente aprenda a operar. Lo mismo con todo, también hay que estudiar y prepararse, no es sólo observar, aunque la observación en actuación es fundamental.

Si te tengo que contar algo que me gustaría mucho hacer algún día, quizás cuando esté muerta y nos reunamos todos en el mismo café, es armar una mateada con todos los artistas que me gustan y charlar sobre las elecciones que fueron haciendo en sus carreras, por qué optaron por hacer tal personaje y no otro, qué personaje les quedó en el tintero y qué animal serían. Claro que en vida sería todo más divertido, te imaginás a tu actor o actriz favoritos tomando mates con vos?

Un comentario en “No, no es amor

  1. Sol dijo:

    Me encantan tus notas ayalén! Si, volvé a la actuación… Nunca se sabe quien se va a obsesionar con vos🙂 son las 3:09 de la mañana y yo no he dormido nada…

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s